Versión en

El Consejo de Gobierno aprueba una nueva convocatoria del programa CRISOL-Formación

El Ejecutivo regional ha aprobado el decreto por el que se regulan las subvenciones destinadas a la financiación del programa CRISOL-Formación y la primera convocatoria a las entidades promotoras de los proyectos. 

El Programa de Crecimiento e Inserción Sociolaboral (CRISOL) promovido a través de las consejerías de Sanidad y Servicios Sociales y Educación y Empleo, es ejecutado a través de programas específicos de intervención por las entidades públicas locales de las siete ciudades con población superior a los 20.000 habitantes: Badajoz, Cáceres, Mérida, Plasencia, Don Benito, Almendralejo y Villanueva de la Serena.

Los programas específicos de intervención se centran en la detección de personas en situación de riesgo y/o exclusión social, el diseño y desarrollo de itinerarios integrados y personalizados de inserción social y laboral, así como el acompañamiento y seguimiento durante todo el desarrollo del programa, que se ejecuta a través de las entidades locales mediante subvenciones directas.

Las bases reguladoras de subvenciones para financiar el nuevo Programa CRISOL-Formación introducen importantes novedades, como son su división en dos líneas de subvenciones, una para las entidades promotoras de los proyectos (que es la que se autoriza hoy) y otra para las empresas privadas que contraten a sus participantes como parte de su itinerario de inserción sociolaboral.

La Estrategia de Empleo y Competitividad Empresarial de Extremadura 2020-2025 pretende prevenir la exclusión del mercado de trabajo, ofreciendo oportunidades equitativas a todos los colectivos y grupos, y el Plan de Empleo de Extremadura 2020-2021 plantea entre sus objetivos conseguir una población activa cualificada que responda a las necesidades del mercado laboral.

Asimismo, pretende promover el aprendizaje permanente, así como la productividad y la capacidad de inserción profesional, facilitando conocimientos y competencias adecuadas para responder a la demanda actual y futura del mercado de trabajo, promover la inclusión social, garantizar la igualdad de oportunidades y en el acceso al empleo de cualquier grupo vulnerable, además de paliar los efectos ocasionados en el mercado laboral por la pandemia.

En el Plan de Empleo se ha acordado que en todas las políticas activas de empleo se mejoren las condiciones que incentiven la contratación de las personas participantes, y por ello la experiencia de la etapa de prácticas no laborales en empresas del Programa CRISOL-Formación se sustituye por una oportunidad de empleo de cuatro meses en empresas privadas.